El Aposento Alto está con usted en este período de ansiedad. Haga click aquí

Una fe paciente

1 de enero, 2021 por Lindsay Gray

«Cuando él despertó, tomó de noche al niño y a su madre, y se fue a Egipto, y se quedó allá hasta la muerte de Herodes».

 

— Mateo 2:14-15 (RVC)

Cuando se inicia un nuevo año, me siento impaciente aguar- dando el nuevo comienzo. Algunos años anticipo que el arran- que será intenso: un nuevo empleo o formar un hábito nuevo. Otros años, simplemente se trata de regresar a un modo de vida ya conocido tras el bullicio de la Navidad. Más allá de lo que traiga el nuevo año, deseamos resultados inmediatos. Claro que todo cambio significativo requiere de tiempo y de paciencia.

 

 

 

 

Al salir a Egipto, escapando de Herodes, José, María y Jesús vivieron un nuevo comienzo dramático (ver Mateo 2:13-15). Urgidos por Dios, huyeron de la tierra que conocían en busca de un lugar seguro, sin saber por cuánto tiempo. Imagino que el seguir las instrucciones de Dios debe haber requerido mucha paciencia y confianza de parte de María y José al salir de Egipto, sin saber qué les esperaba.

Se desprende de las historias en este número que hoy tam- bién es necesaria una fe paciente para ser fieles a Dios. Pocas veces el Señor responde de inmediato las oraciones de los autores de las meditaciones. La claridad sobre cómo Dios está obrando para bien en una situación muchas veces se aprecia tiempo después. La sanidad, si llega, implica tiempo, cuidado y descanso. Pero los autores también demuestran que la fe paciente vale el esfuerzo, porque cuando practicamos nuestra

 

 

fe con intención y escuchamos al Señor en medio de las pruebas, encontraremos que Dios está con nosotros siempre. Es mi ora- ción que, al leer este número, halle la forta- leza para perseverar y el valor para esperar con paciencia ver cómo Dios obra en su vida este año.

 

— Lindsay Gray

Directora Editorial,

 The Upper Room

                                                   




1 Comentario
Iniciar sesión to leave a comment

Acerca de la guía de meditaciones

La misión de la revista El Aposento Alto es proveer una forma práctica de escuchar la Escritura, de conectarse con los creyentes alrededor del mundo y de pasar un tiempo con Dios cada día.

Más detalles Imagen en acuarela por: Guy MOLL